Noticias
Iñaki Bravo séptimo en el Campeonato del Mundo junior de Esgrima en Verona
 

Los sablistas españoles acudían al Campeonato del Mundo en Verona siendo los que más posibilidades tenían de hacerse con un metal, ya que a lo largo de la temporada varios de ellos llegaron en copa del mundo a los 16 mejores y en alguna ocasión a cuartos, e incluso algún cadete ha logrado volverse con una medalla. Esta vez en la ciudad italiana el protagonista ha sido Iñaki Bravo, que finalizó en séptima posición, quedándose muy cerca de hacer historia y pasar a formar parte de los españoles que han ganado algún metal en un Campeonato del Mundo.
 

El español escala puestos hasta llegar a cuartos de final


La competición para menores de 20 años comenzó el 4 de abril en la fase de poules, donde consiguió cuatro victorias y dos derrotas, que le aseguraban la clasificación a las directas con el número 53, en una prueba en la que de los 158 inscritos 120 disputaron los asaltos a 15 tocados. En el cuadro de 128 derrotó a Shaker (IRI) por un 15/10 y con un 15/8 se llevó por delante en 64 a Kang (KOR) y en 32 a Monsalva (CHI)

En tablón de 16 le esperaba un duro rival, el sablista que ocupa el tercer puesto del ranking mundial, con tres medallas en copa del mundo en esta temporada, siendo dos de ellas de oro, y que había cogido el número cinco en la fase de poules, Kostenko (RUS). Pero el zurdo de la esgrima nacional tenía ganas de acabar sus años como tirador de la categoría sub-20 con un título mundial, así que afrontó el asalto hasta hacerse con la victoria por un 15/13. 


Lokhanov deja fuera del podio a Bravo


Así se metió entre los ocho mejores del mundo y a un paso de entrar en el podio. Pero la medalla estaba muy cara, y otro difícil contrincante ruso se le ponía delante, Lokhanov. El posterior campeón del mundo y mismo tirador que le echó en el Campeonato de Europa, acabó con el sueño del español de conseguir la medalla internacional por un 5/15. 


Bravo, bicampeón de España sub-20 y sub-23, tiene algo de lo que no muchos pueden presumir, una medalla de bronce en el Campeonato de Europa sub-17 de Maribor en 2015; sin embargo, no ha logrado repetir ese resultado histórico.  Acaba su última temporada junior con el número 16 del ranking de la Federación Internacional de Esgrima, una final de ocho en la copa del mundo de Dormagen y el 13º puesto en la de Sosnowiec. Además de finalizar con la 7ª plaza en el Campeonato del Mundo y en la 31ª del Europeo. Una muy buena temporada para el joven sablista que a pesar de no culminarla con una medalla, pasa a la categoría senior con una esgrima que no tardará en posicionarle entre las nuevas promesas que poco a poco se hacen notar y que cogerán el testigo de los que actualmente se pelean por los metales.

(Texto: Nuria T. Calderón - Foto: Eva Pavía)


 
RFEE · Real Federación Española de Esgrima
C/ Ferraz 16 6º 28008 Madrid Tél. (34) 91 559 74 00